Etiquetas

,

15 de diciembre de 2011

Las agencias fotográficas de microstock son una herramienta muy útil para pequeñas empresas periodísticas con pocos recursos.

A diferencia de los bancos fotográficos tradicionales, los de microstock se basan en vender imágenes de calidad a un precio muy reducido, pero en grandes cantidades y sin exclusividad.

Un ejemplo es Fotolia, cuyas imágenes disponibles son libres de derechos y pueden usarse sin límite de tiempo o de copias desde 0,75 euros.

Anuncios